¿Cómo hacer un striptease de impresión?

Quitarse la ropa con gracia delante de tu pareja con la intención de seducirla es todo un arte que, si sale mal, puede resultar patético. Pero, si sale bien, será una experiencia inolvidable para ambos. Despojarte de tu ropa hasta quedarte desnuda puede ser una magnífica idea para seducir tanto a un hombre como a una mujer. También es perfecto para reavivar la llama del amor cuando la rutina y la monotonía ya han hecho mella en la relación.

En este post te daremos algunos consejos e ideas para que te lances a hacer un striptease de esos que podrían marcar un antes y un después en la relación con tu pareja.

Cuida al máximo los detalles de tu striptease

Como en la mayoría de los encuentros sexuales que no son espontáneos ni improvisados, lo ideal es que prestes toda la atención a los preparativos y a crear el ambiente propicio para tu striptease. Para ello, te proponemos que añadas misterio y sensualidad al momento con unas velas eróticas repartidas por la habitación y una barrita de incienso para envolver el ambiente con su aroma.

Vístete para la ocasión

Tu ropa (la que te vas a quitar en unos minutos) es lo más importante. Por supuesto, ha de ser muy atrevida. Lo que mejor suele funcionar son los conjuntos sexys, los picardías, tangas, ligueros… En definitiva, lencería sexy que puedas ir quitándote poco a poco, pieza a pieza.

Piensa que con cada pieza que te quitas, vas aumentando la expectación y la excitación de tu pareja. Así que, si el modelito que has elegido está compuesto por muchas piezas, mucho mejor.

También puedes darle un toque diferente y poner un disfraz erótico. Los de uniformes son un exitazo. Vístete de policía, criada o enfermera y el éxito está asegurado.

Si te atreves a ir un paso más allá, puedes probar con una imagen más transgresora, la de los juegos BDSM (Bondage, Disciplina, Dominación, Sadismo, Masoquismo). Si te decides por este tipo de vestuario, recuerda que el cuero, el látex, las esposas, la fusta y un antifaz, no pueden faltar.

Todo es cuestión de actitud

Más importante que la ropa es la intención con que te mueves y cómo te la quitas. Por muy sexy que te hayas vestido, si no te desnudas con gracia, no vamos por buen camino. Algunos consejos para lograrlo:

  • Ensaya algunas veces delante del espejo. No cuesta nada nada y es perfecto para saber qué orden es el mejor para ir quitándote la ropa.
  • En ese mismo ensayo, analiza tu actitud y cómo te contoneas. Si practicas un poco, el resultado final puede mejorar mucho que si lo dejas todo a la improvisación.
  • Utiliza atrezzo como apoyo y para seducir. Unas plumas o un látigo pueden cumplir con dos funciones: por un lado, te serán útiles si no sabes muy bien qué hacer con las manos, y por otro lado, son dos accesorios perfectos para seducir a tu pareja, que a estas alturas solo quiere que llegue el final de tu actuación para entrar él en escena.
  • Pon un poco de música de fondo. Prepárate una lista de canciones sensuales tipo banda sonora de la película protagonizada por Kim Basinger, “Nueve semanas y media”. Será el marco ideal para tu striptease.

Baila con un estilo sensual

Aprovecha la música que has puesto para bailar todo lo sensual que puedas al ritmo de la canción que has elegido. Puedes ayudarte de una silla y juguetear con ella sentándote con las piernas abiertas o balanceando las caderas de un modo provocativo.

Prepárate un final explosivo para el mejor striptease

Cuando ya has llegado a la parte en que solo te queda el tanga, puedes darle un poco más de intensidad jugando con tu pareja. Acércate a él y, sin llegar a tocarle, exhibe tu cuerpo a su alrededor. También puedes hacer lo contrario, es decir, podrías vendarle los ojos, coger sus manos y posarlas sobre tu pecho y después dejarle que sea él quien decida dónde llevar sus dedos.

Si ya estás completamente desnuda, es el momento de que ambos decidáis qué hacer, si ahí termina la cosa, si continúa en la habitación o quizá os apetezca probar una masturbación en la ducha. Como siempre, la imaginación es el límite.

Beneficios de hacer un striptease

Además de los beneficios que ya hemos comentado acerca de cómo un striptease puede ayudar a tu relación de pareja, hay quien apunta otros muchos efectos positivos en quien lo practica de forma continuada. A continuación, hemos recogido los que nos han parecido más interesantes:

  • Mejorarás tu coordinación, tu postura y tu tono muscular.
  • Realizarás ejercicio sin que apenas te des cuenta.
  • Te aportará beneficios cardiovasculares.
  • Despertará tu yo más sensual.
  • Fortalecerá tu autoestima y confianza.
  • Dormirás y descansarás mejor.
  • Ayudará a mejorar las relaciones íntimas.

Si todavía no lo has hecho, desde Tocabananas te animamos a que te enfundes el picardías más sexy que encuentres en nuestra tienda online y sorprendas a tu pareja con un súper striptease.

Tu Carrito

cerrar